Más de 90 familias de la zona Norte iniciaron el proceso de escrituración de sus viviendas

Más de 90 familias de la zona Norte iniciaron el proceso de escrituración de sus viviendas

En el marco de la fuerte apuesta del Gobierno Provincial, a través del Ministerio de Vivienda, Tierras y Hábitat Social, de regularización dominial de las viviendas entregadas por el Estado Provincial, más de 90 familias del barrio San Clemente pudieron iniciar los trámites de escrituración de sus hogares, a 24 años de haber sido adjudicados. También, por pedido de los vecinos, se iniciaron proyectos de intervención de los espacios verdes y de uso común del barrio.

El Ministerio de Vivienda, Tierras y Hábitat Social, a través de sus distintas áreas, mantuvo un nuevo encuentro con los vecinos y vecinas del barrio San Clemente, quienes ingresaron en la etapa final para recibir el título de propiedad de su vivienda, hecho que los dotará de seguridad jurídica ante cualquier eventualidad.

En la ocasión, el equipo de profesionales receptó la documentación faltante de algunos legajos para iniciar el proceso conjuntamente para todo el barrio, que comprende un total de 90 unidades habitacionales, al tiempo que despejaron distintas dudas de las familias.

Estuvieron presentes los equipos de la Dirección General de Notarial de las Secretarías de Vivienda y Tierras; los Departamentos de Notarial, Gestión Financiera, Regularización dominial y escrituración masiva de la Secretaría de Vivienda, y la Dirección General de Catastro de la Secretaría de Tierras.

Mejoramiento del hábitat

Además, durante la jornada que se desarrolló en la capilla del barrio, estuvo presente el secretario de Hábitat Social, Pedro Flores, quien en diálogo con la comunidad vecinal acordó avanzar en la remodelación de la plaza del barrio y del Salón de Usos Múltiples para una mejor convivencia social y mejorar la calidad de vida de las familias a través de la consolidación de los espacios verdes, de recreación y de actividad social.

En este sentido, Flores remarcó que los vecinos tienen la necesidad de contar con el equipamiento barrial en buenas condiciones de uso y detalló los trabajos que van a realizarse: “Vamos intervenir dejando los espacios propuestos en condiciones para que cada vecino pueda apropiarse de los mismos, consolidando el SUM como centro social, educativo, político, generador de actividades y la plaza como lugar de encuentro y de esparcimiento, que sea el jardín del barrio”.


Imprimir   Correo electrónico